Menu

¡Bienvenidos al curso 2014-2015!

coronacinEl 18 de Octubre de 2014, celebraremos el gran Jubileo de los 100 años de la Fundación del Movimiento Apostólico de Schönstatt, con los ecos de la coronación de nuestra Madre resonando aún en el corazón.

El lema elegido para acompañarnos y llenar de espíritu la vida del colegio durante este curso es “Juntos construimos tu Reino”.

Schönstatt es un movimiento con una espiritualidad marcadamente pedagógica, que quiere educar, de la mano de María, hombres nuevos, a imagen de Cristo, que sean capaces también de construir una nueva sociedad, una nueva forma de vinculación humana que nos conduzca a Dios. Para esta tarea tan inmensa, contamos con nuestra querida Madre, María, en Alianza de Amor; y también para eso la hemos coronado Reina de nuestro colegio: Reina de la Familia y Maestra del Hombre Nuevo. Para que llegue donde nosotros no llegamos, para expresar que queremos darle a Ella el poder, que nos sabemos limitados frente a tantos quehaceres y situaciones en la vida diaria del colegio.

Pero esa coronación, al igual que la Alianza de Amor, de la que celebramos el 100º aniversario, no es una tarea solo para Ella. Se trata de una colaboración. Nos ponemos a su disposición, pero entregamos todo nuestro esfuerzo y trabajo diarios para construir realmente un reino digno de tal Reina.

¿Y cuál es ese Reino? Es un Reino en el que Dios se hace presente, porque todos ponemos lo mejor de nosotros mismos; porque nos esforzamos en vivir según nuestro modelo, Jesús. Es un Reino de alegría, de paz, de perdón, de oración. Es un Reino de entrega diaria por acercarnos, personal y comunitariamente, a nuestro ideal.

En este lema queremos incluir a todos los que de una u otra manera estamos vinculados al colegio; Juntos en y con nuestras familias, Juntos en los claustros de profesores, Juntos en nuestras clases con los compañeros y amigos con los que compartimos aula…

Querida Madre y Reina, nos confiamos a tu corazón. Ponemos en tus manos de Madre este curso 2014-2015. Ayúdanos a construir tu Reino, en nuestro colegio, y allá por donde vayamos. Amén.